Recuperarse cuando se pierden muchos kilos

Uno de los momentos críticos en el proceso de pérdida de peso se produce al enfrentarse a sus consecuencias estéticas y tener que decidir qué hacer para recobrar la autoestima una vez llegado al peso saludable. Esta decisión es importante, puesto que hay grandes diferencias entre los resultados de tratamientos quirúrgicos y los de tratamientos no invasivos, y es preciso conocer cuales son aplicables a cada caso.

Body Lift sobrepeso
¿Qué sucede en el cuerpo cuando se pierden más de 25 kilos? Además de la satisfacción de recuperar calidad de vida, dejando atrás dolores articulares, incomodidades y molestias por no poder desarrollar muchas actividades con normalidad (agacharse, vestirse, deporte…) sería deseable sentirse a gusto con el propio cuerpo a nivel estético, en la propia piel. 
Por desgracia, la pérdida de muchos kilos repercute en un considerable aumento de flacidez en pecho, abdomen, muslos y brazos. Frecuencia suele ser causa de baja autoestima, y requiere diversos tipos de intervenciones quirúrgicas para extraer el exceso de piel y tejido adiposo de la zona dejando una fina cicatriz en su lugar. Hablamos de elevación de mamasabdominoplastialifting de muslos y braquioplastia.
Cuando el sobrepeso es más localizado y la piel no se ha estirado excesivamente, se puede recurrir a la lipoescultura, que consiste en aspirar el depósito localizado de grasa.
Si nos decantamos por un tratamiento no invasivo, tenemos la posibilidad de utilizar aparatología corporal específica para redefinir la figura, movilizando los acúmulos grasos y reafirmando los tejidos, con refuerzo de sesiones de mesoterapia, consistente en inyectar medicamentos que logran reducir el volumen local de grasa y también reafirmar.

Deja una respuesta